“En las clases de español no solo aprendemos gramática y ortografía.
También practicamos, y mucho, la expresión oral a partir de textos,
películas e imágenes. Pero hay otros recursos que son de gran utilidad
para reproducir en el salón de clase, situaciones reales. Con los juegos
de mesa podemos generar de manera lúdica y relajada multitud de temas de
conversación para que nuestros estudiantes sigan prácticando y
perfeccionando su nivel de español y no solo eso, sino que además la
práctica se desarrolla en el marco de una competición que requiere de
habilidades que van más allá del conocimiento lingüístico. Con los juegos
de mesa aprendemos jugando y no hay nada mejor el aprendizaje que
adquirimos en ambientes relajados, divertidos y estimulantes”.

juegos didácticos

Share
Link to Facebook